ACTIVOS
Claves
Poltica de Calidad
jueves, 09 de febrero de 2017 | España en Argentina

Estanislao de Grandes Pascual: "El interés por la Argentina es enorme"

El embajador de España asegura que las empresas de su país tienen expectativas de inversión

La  próxima visita del presidente Mauricio Macri a España reactivó las expectativas de un mayor intercambio comercial entre ambos países. Al menos esa es la mirada del embajador español en la Argentina, Estanislao de Grandes Pascual, quien marca la llegada del nuevo gobierno como un punto de inflexión en la relación bilateral. "Cada día hay más interés de las empresas españolas en invertir en la Argentina", afirmó en el ciclo Conversaciones de LN+.

- ¿Cuáles son las perspectivas para esta gira de Mauricio Macri por España?

-La primera visita del presidente Macri ha despertado expectativas enormes. Ha hecho muchas visitas a varios países, pero es la primera visita de Estado. En España se le da una extraordinaria importancia, porque sólo se suelen hacer tres visitas de Estado al año y esta es una de las más importantes.

-¿Qué se puede esperar de este viaje y de qué manera puede repercutir en la relación bilateral?

-Va a oficializar una normalización y un relanzamiento extraordinario de la relación bilateral. Ya el gobierno español quiso dar una prueba de ello enviando a nuestro ministro de Asuntos Exteriores unos días inmediatamente después de la elección, tras el triunfo de Cambiemos y del Presidente, y antes de la toma de posesión, en un gesto de apoyo decidido del gobierno de España a la nueva situación que se iniciaba.

- ¿Cómo evalúa el contraste entre el gobierno anterior y el actual en lo que hace a la relación con España?

-La confiscación de la empresa Repsol había generado una tensión entre ambos gobiernos. El comienzo de la solución del problema con las autoridades argentinas, coincidió con mi llegada. Vine con las instrucciones de normalizar las relaciones. Los funcionarios de la época me recibieron a todos los niveles, pero cuando surgió el problema de los holdouts, el gobierno argentino decidió retraerse en su relación con el mundo exterior, especialmente con Occidente, sin conflicto pero sin hacer ningún avance en la relación bilateral. Por eso el triunfo de Cambiemos supuso un cambio radical en la relación y desde el primer momento se estableció una relación diferente. Sin embargo, la situación de España con un gobierno en funciones impidió el intercambio de visitas y la frecuencia que hubiéramos deseado.

-¿Es esperable que después del viaje de Macri, el presidente Mariano Rajoy visite la Argentina antes de fin de año?

- Creo que sería el colofón lógico a la visita de Estado del presidente Macri. Habrá firmas de acuerdo importantes, sobre todo el plan de acción de la asociación estratégica, una declaración política importante entre ambos, la firma de cuatro convenios de tipo educativo y cultural y un convenio de cooperación de nueva generación en materia triangular, porque la Argentina ya no es elegible como destino de la cooperación española, pero pueden cooperar en terceros países.

-¿Qué se puede esperar en materia de inversiones de esta visita de Macri?

- El interés de las empresas españolas por Argentina es enorme. España es el segundo país inversor en el país desde los años noventa. Con una participación en torno de los 13.000 millones de dólares. Cada día hay más interés de las empresas españolas en invertir en la Argentina. Las firmas españolas van a tener incentivos después del éxito de las reformas que se han iniciado con este gobierno, como el blanqueo de capitales. Hay sectores de la economía, como el Banco Santander que ya han anunciado no sólo la compra del mercado minorista del Citibank, sino una inversión de 1300 millones a mediano plazo.

- Existe la percepción de que los inversores extranjeros están esperando la ratificación del rumbo del gobierno a partir de una victoria electoral en octubre. ¿Evalúan esta situación en España?

-Yo creo que no. El interés que encontré en las empresas españolas en general era enorme. Y no estaba condicionado por ninguna eventualidad electoral porque se piensa que la Argentina ha entrado en un camino de seguridad jurídica e institucionalidad que no va a cambiar.

-A partir de la asunción de Donald Trump parece haber reverdecido la posibilidad de concretar un acuerdo comercial entre el Mercosur y la Unión Europea. ¿En qué situación se encuentra ahora este proceso?

-Comparto el optimismo. El libre comercio es fundamental para el progreso de los países y España apoya decididamente las negociaciones del Mercosur y la Unión Europea. Creemos que es un asunto beneficioso para ambas partes.

-Pero, ¿existe alguna factibilidad de concreción?

-No le oculto que hay dificultades. Hay países que dentro de la Unión Europea tienen especial sensibilidad en determinados sectores que afectan a su política exterior que en el tiempo se seguirán subsanando. En este momento, cada día es más necesario que haya una apuesta al libre comercio.

-¿Cómo cataloga la relación de España con América latina en comparación con otros períodos?

- América Latina es uno de los vectores de la política exterior española. España tiene como prioridades en la política exterior a: Europa, Iberoamérica y el Mediterráneo. Y en ese sentido, la situación en la Argentina y el fin de determinados populismo en la región ayuda a esa estrecha relación entre España y Latinoamérica, especialmente porque la Argentina está liderando esa nueva política.

Fuente: lanacion.com.ar